Pasar al contenido principal

EVANGELIO DIARIO

Jue 10 Nov 2022

14 noviembre | Lectura del santo Evangelio según san Lucas. 18,35-43

«¿Que quieres que haga por ti?» «Señor, que recobre la vista» CUANDO se acercaba Jesús a Jericó, había un ciego sentado al borde del camino pidiendo limosna. 36 Al oír que pasaba gente, preguntaba qué era aquello; 37 y le informaron: «Pasa Jesús el Nazareno». 38 Entonces empezó a gritar: «¡Jesús, hijo de David, ten compasión de mí!». 39 Los que iban delante le regañaban para que se callara, pero él gritaba más fuerte: «¡Hijo de David, ten compasión de mí!» 40 Jesús se paró y mandó que se lo trajeran. Cuando estuvo cerca, le preguntó: 41 «¿Qué quieres que haga por ti?». Él dijo: «Señor, que recobre la vista». 42 Jesús le dijo: «Recobra la vista, tu fe te ha salvado». 43 Y enseguida recobró la vista y lo seguía, glorificando a Dios. Y todo el pueblo, al ver esto, alabó a Dios. Palabra del Señor.

Jue 10 Nov 2022

13 noviembre | Lectura del santo Evangelio según san Lucas. 21,5-19

Con su perseverancia salvaran sus almas EN aquel tiempo, como algunos hablaban del templo, de lo bellamente adornado que estaba con piedra de calidad y exvotos, Jesús les dijo: «6 Esto que contemplan, llegarán días en que no quedará piedra sobre piedra que no sea destruida». 7 Ellos le preguntaron: «Maestro, ¿cuándo va a ser eso?, ¿y cuál será la señal de que todo eso está para suceder?». 8 Él dijo: «Miren que nadie los engañe. Porque muchos vendrán en mi nombre diciendo: “Yo soy”, o bien: “Está llegando el tiempo”; no vayan tras ellos. 9 Cuando oigan noticias de guerras y de revoluciones, no tengan pánico. Porque es necesario que eso ocurra primero, pero el fin no será enseguida». 10 Entonces les decía: «Se alzará pueblo contra pueblo y reino contra reino, 11 habrá grandes terremotos, y en diversos países, hambres y pestes. Habrá también fenómenos espantosos y grandes signos en el cielo. 12 Pero antes de todo eso les echarán mano, los perseguirán, entregándolos a las sinagogas y a las cárceles, y haciéndolos comparecer ante reyes y gobernadores, por causa de mi nombre. 13 Esto les servirá de ocasión para dar testimonio. 14 Por ello, métanse bien en la cabeza que no tienen que preparar su defensa, 15 porque yo les daré palabras y sabiduría a las que no podrá hacer frente ni contradecir ningún adversario de ustedes. 16 Y hasta sus padres, y parientes, y hermanos, y amigos los entregarán, y matarán a algunos de ustedes, 17 y todos los odiarán a causa de mi nombre. 18 Pero ni un cabello de su cabeza perecerá; 19 con su perseverancia salvarán sus almas». Palabra del Señor.

Jue 10 Nov 2022

12 noviembre | Lectura del santo Evangelio según san Lucas 18,1-8

Dios hará justicia a sus elegidos que claman ante él EN aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos una parábola para enseñarles que es necesario orar siempre, sin desfallecer. «Había un juez en una ciudad que ni temía a Dios ni le importaban los hombres. 3 En aquella ciudad había una viuda que solía ir a decirle: “Hazme justicia frente a mi adversario”. 4 Por algún tiempo se estuvo negando, pero después se dijo a sí mismo: “Aunque ni temo a Dios ni me importan los hombres, 5 como esta viuda me está molestando, le voy a hacer justicia, no sea que siga viniendo a cada momento a importunarme”». 6 Y el Señor añadió: «Fíjense en lo que dice el juez injusto; 7 pues Dios, ¿no hará justicia a sus elegidos que claman ante él día y noche?; ¿o les dará largas? 8Les digo que les hará justicia sin tardar. Pero, cuando venga el Hijo del hombre, ¿encontrará esta fe en la tierra?». Palabra del Señor.

Jue 10 Nov 2022

11 noviembre | Lectura del santo Evangelio según san Lucas 17,26-37

El día que se revele el Hijo del hombre EN aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: «26 Como sucedió en los días de Noé, así será también en los días del Hijo del hombre: 27 comían, bebían, se casaban los hombres y las mujeres tomaban esposo, hasta el día en que Noé entró en el arca; entonces llegó el diluvio y acabó con todos. 28 Asimismo, como sucedió en los días de Lot: comían, bebían, compraban, vendían, sembraban, construían; 29 pero el día que Lot salió de Sodoma, llovió fuego y azufre del cielo y acabó con todos. 30 Así sucederá el día que se revele el Hijo del hombre. 31 Aquel día, el que esté en la azotea y tenga sus cosas en casa no baje a recogerlas; igualmente, el que esté en el campo, no vuelva atrás. 32 Acuérdense de la mujer de Lot. 33 El que pretenda guardar su vida, la perderá; y el que la pierda, la recobrará. 34 Les digo que aquella noche estarán dos juntos: a uno se lo llevarán y al otro lo dejarán; 35 estarán dos moliendo juntas: a una se la llevarán y a la otra la dejarán; estarán dos en el campo: a uno se lo llevarán y al otro lo dejarán». 37 Ellos le preguntaron: ¿Dónde, Señor? Él les dijo: «Donde está el cadáver, allí se reunirán los buitres». Palabra del Señor.

Mié 9 Nov 2022

10 noviembre | Lectura del santo Evangelio según san Lucas 17,20-25.

El reino de Dios está en medio de ustedes EN aquel tiempo, los fariseos preguntaron a Jesús: «¿Cuándo va a llegar el reino de Dios?»; Él les contestó: «El reino de Dios no viene aparatosamente, 21 ni dirán: “Está aquí” o “Está allí”, porque, miren, el reino de Dios está en medio de ustedes ». 22 Dijo a sus discípulos: «Vendrán días en que desearán ver un solo día del Hijo del hombre, y no lo verán. 23 Entonces se les dirá: “Está aquí” o “Está allí”; no vayan ni corran detrás, 24 pues como el fulgor del relámpago brilla de un extremo al otro del cielo, así será el Hijo del hombre en su día. 25 Pero primero es necesario que padezca mucho y sea reprobado por esta generación.» Palabra del Señor.

Mié 9 Nov 2022

9 noviembre | Lectura del santo evangelio según san Juan 2, 13-22

Se acercaba la Pascua de los judíos, y Jesús subió a Jerusalén. Y encontró en el templo a los vendedores de bueyes, ovejas y palomas, y a los cambistas sentados; y, haciendo un azote de cordeles, los echó a todos del templo, ovejas y bueyes; y a los cambistas les esparció las monedas y les volcó las mesas; y a los que vendían palomas les dijo: -«Quitad esto de aquí; no convirtáis en un mercado las cada de mi Padre» Sus discípulos se acordaron de lo que está escrito: «El celo de tu casa me devora.» Entonces intervinieron los judíos y le preguntaron: - «¿Qué signos nos muestras para obrar así?» Jesús contestó: - «Destruid este templo, y en tres días lo levantaré.» Los judíos replicaron: - «Cuarenta y seis años ha costado construir este templo, ¿y tú lo vas a levantar en tres días? » Pero él hablaba del templo de su cuerpo. Y, cuando resucitó de entre los muertos, los discípulos se acordaron de que lo había dicho, y dieron fe a la Escritura y a la palabra que había dicho Jesús. Palabra del Señor.

Sáb 5 Nov 2022

8 noviembre | Lectura del santo Evangelio según san Lucas 17, 7-10

Somos siervos inútiles, hemos hecho lo que teníamos que hacer EN aquel tiempo, dijo el Señor: «7¿Quién de ustedes, si tiene un criado labrando o pastoreando, le dice cuando vuelve del campo: “Enseguida, ven y ponte a la mesa”? 8 ¿No le dirán más bien: “Prepárame de cenar, cíñete y sírveme mientras como y bebo, y después comerás y beberás tú”? 9 ¿Acaso tienen que estar agradecidos al criado porque ha hecho lo mandado? 10 Lo mismo ustedes: cuando hayan hecho todo lo que se les ha mandado, digan: “Somos siervos inútiles, hemos hecho lo que teníamos que hacer”». Palabra del Señor.

Sáb 5 Nov 2022

7 noviembre | Lectura del santo Evangelio según san Lucas 17,1-6

Si siete veces en un día vuelve a decirte: «Me arrepiento», lo perdonarás EN aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: «Es imposible que no haya escándalos; pero ¡ay de aquel por quien vienen! 2 Al que escandaliza a uno de estos pequeños, más le valdría que le ataran al cuello una piedra de molino y lo arrojasen al mar. 3 Tengan cuidado. Si tu hermano te ofende, repréndelo, y si se arrepiente, perdónalo; 4 si te ofende siete veces en un día, y siete veces vuelve a decirte: “Me arrepiento”, lo perdonarás». 5 Los apóstoles le dijeron al Señor: «Auméntanos la fe». 6 El Señor dijo: «Si tuvieran fe como un granito de mostaza, dirían a esa morera: “Arráncate de raíz y plántate en el mar”, y les obedecería. Palabra del Señor.